ULTIMAS ENTRADAS

martes, 19 de noviembre de 2013

Gravity

 23 de septiembre, Teatro Victoría Eugenia, Donosti




Hacía mucho que Cuarón estaba alejado de la gran pantalla.
Director, que a  pesar de tener trabajos anteriores a LA PRINCESITA, fue con esta obra con la que le conoci, con un producto de tintes infantiles donde me conquisto, su luz, su cinematografía unida a la de Emanuel “chivo” lubezki.

Cuando su hijo Jonás le entrego un guión llamado “Desierto” lo leyó con atención, y le fascino su estructura, y su historia, que reescribirian juntos, cambiando el lugar de la acción, por algo que le había fascinado desde niño: El espacio.

 

Aquí empezaba un viaje inimaginable, tanto para el director como para el espectador, que empezaría en lo más infinito del cosmos, lo más grande y sin embargo el origen, y finalizaría en lo más simple y pequeño.
Pasaríamos de estar en las nubes a tocar con los pies en la tierra, como hacemos cada día miles de veces, con la vista en los sueños, pero pisando firmemente.



Cuando nos sentamos emocionados en la sala oscura del teatro Victoria Eugenia de Donosti primero, y después en una sala de unos cinesa cualquiera, como espectadores deseábamos emocionarnos, dejarnos llevar por una historia, y por unas imágenes nunca vistas.

@charlyr2d2 @ccorleone @laprincesa_blog


Esta metáfora sobre la eternidad del hombre y la brevedad de la vida humana.

Con un argumento muy sencillo: un grupo de astronautas se encuentran reparando un satélite, podemos disfrutar de las maravillosas vistas de la tierra, del hogar.

El plano secuencia más bello de los que recuerdo.Una nave se aproxima.
 
Las bromas, su trabajo “rutinario”, lo que les emociona, estar donde casi ningún hombre a estado.. provoca que empaticemos con ellos de inmediato.

Uno de ellos Ryan Stone ( Sandra Bullock) es una doctora, entrenada especialmente para esta misión, con los temores y nervios de alguien que no es astronauta, y esta fuera, en la inmensidad del cosmos por primera vez.

Cuenta con la ayuda de Matt Kowalski ( George Clooney) un experto astronauta, que disfruta, ama lo que hace, la inmensidad del universo, las estrellas, el vacio, pero también su amada tierra, y esos amaneceres como no se ven en ningún sitio.

Mientras realizaba su trabajo El desastre se cierne sobre ellos, en un medio hostil en el que cuando un meteorito choca contra un satélite, los pedazos de basura de este ultimo viajan a miles de kilometros por hora, donde el no tener gravedad ni fricción los convierte en autenticos proyectiles.
Esta lluvia de basura espacial, les alcanza de lleno.
Sin avisar, como te alcanzan las cosas malas en la vida.

 

No es ninguna novedad, lo vimos en el trailer, el angustioso momento en el que la doctora Ryan, tras el impacto de trozos del satélite, queda dando vueltas agarrada sin remedio al armazón de la nave.
Cuando por fin logra soltarse, es peor aún, queda libre por el espacio, girando sin parar, convirtiéndose la aventura en pesadilla.

 

Pero también, la magia del cine que nos había mantenido fuera, como espectadores del desastre nos permite, gracias a la cámara subjetiva pasar dentro del traje, ver lo que el personaje de Sandra Bullock esta viendo, sentir su respiración, su lucha, su angustia, y su miedo.
Vemos a una tierra que se aleja cada vez más, perdemos con ella toda la esperanza de salir de esa con vida.
Y volvemos fuera, a verla alejarse en lo infinito del cosmos.
Volviendo al origen de la vida, al big bang.
 


Cuanto de lejos te tienes que ir para encontrarte??

Cuarón personalmente es de esos directores que me ha conmovido e inspirado profundamente.

Cuando ves a George Clooney, y te sonríe de soslayo, como solo los rompecorazones canallas saben hacer, sabes que te ha ganado un superviviente de la vida, y que en realidad es el chico de buen corazón que te tranquiliza con su voz en los malos momentos, precisamente por eso es “el tigre” de la vida de Pi, en este film, es el empuje, la fuerza de vivir, la positividad, la anécdota..

Cuando Clooney habla durante el film, apenas puedes verle con todo ese traje, pero sientes que está ahí, con su voz tranquilizadora, al igual que ocurre con Ed Harris, que será papá Truman de por vida, y nos guiara por este mundo como un demiurgo.

 

Sandra bullock en realidad creo que es una de esas actrices tan odiadas como amadas, confieso que en mi caso, me decantaba por el odio, no me caía bien, y no entendía que alguien tan normal levantará tantas pasiones.

Tampoco la odiaba, pobre, no me ha hecho nada, pero si es cierto que no la veía una gran actriz, aunque sí simpática, y me parecía un Oscar exagerado.

Pero se gano mi corazón, cuando ella misma, la novia de América, reconoció sus malas elecciones en cuanto a papeles, y sus limitaciones como actriz, pero que ese Oscar, que creía que no merecía, la había motivado para tratar de ganárselo toda la vida.
Esta sinceridad y fragilidad, me ganaron completamente, y así es también su personaje de Ryan Stone, alguien a quien como a todos nosotros, las cosas no le van bien.

Me gustan las personas ( y las películas) que no tienen miedo a mostrar que no les va bien, que tienen debilidades y sufren.

Ella tiene dos momentos, los dos momentos más especiales, el primero cuando entra en la estación por primera vez y puede recobrar el aliento, durante unos minutos, gira sobre si misma, en esa paz, en ese útero, con ese cordón umbilical que la une a la vida.
 gravity-trailer-3-635

+++ alert spoiler ***
Y el momento final, cuando esta en el océano, el origen de la vida en la tierra, el caldo de cultivo de lo que fuimos en la primigenia, hasta se nos cruza una ranita intencionadamente para que no olvidemos que fuimos reptiles antes que monos.

Y salimos arrastrándonos del agua como nuestra protagonista, sobre nuestra panza, para después ponernos sobre 4 patas, y finalmente sobre 2, y así caminar, hacía lo que nos deparará el horizonte, y la vida.

Puedes huir todo lo que quieras, lo más lejos de tus problemas, pero ellos te acompañaran estés donde estés, incluso al silencio del espacio, y te pueden pasar cosas malas en cualquier parte, sin que eso sea razón para aislarte del mundo.
 
La vida nos trae desastres uno detrás de otro, y lo único que podemos hacer es ir pasando de uno a otro, de uno a otro y superándolos, esperando no salir muy dañados en el proceso.
Como esta doctora, que pasa del peligro a estar segura, de la calma a la desesperación... Gravity, con estos sencillos pasos de estación a estación, nos muestra los altibajos de la vida.

Todos nosotros estamos preparados para enfrentarlos al apocalipsis, porque todos hemos pasado por cosas, todos nos levantamos cada día para resolver nuestros problemas, solo necesitamos nuestro tiempo.

Aquí Ryan Stone ( Bullock) ya estaba muerta antes de ir al espacio, de una manera emocional, se había aislado, y aquí es donde despierta, es esa “patada” ( Bruuuuuumm xDDD) como dicen en Origen que todos necesitamos ante las cosas malas. Ese click que nos hace continuar.

Alguien que realmente quiere morir no lucha por su vida, Stone tiene 90 minutos, y esa es la decisión más difícil, luchar en ese tiempo, o rendirse.
¿como puede alguien que lo ha perdido todo volver al hogar?
Con un argumento aparentemente tan simple, ¿ como es posible que pasen tantas cosas? Hay tantos niveles emocionales, tantos altibajos, que sales abrumado de la sala con lo que has visto.


Actores metidos en cubículos para rodar sus caras con miles de luces LED, que se insertarían en las tomas creadas por ordenador, Sandra Bullock suspendida en el espacio de manera artificial gracias a robots industriales que la movían con una coreografía milimétrica, técnicas modernas de grabación y una meticulosa preproducción...

Como es posible que siendo una película tan técnica, tan medida, con mucha más tecnología que ninguna otra en los últimos años, sea el film, mas emotivo de la década???

Como puedes sentirte tan conmovido por el brutal silencio, por la desesperanza, el dolor, el vacio, la fragilidad de la vida, la incapacidad emocional .. se convierte más que en ver una película, en una experiencia sensorial, en una superproducción totalmente minimalista.

Llore más, mucho más la segunda vez que la vi, que la primera, no había manera de calmarme.

Es una película para ver y disfrutar en el cine, más allá de ver un tornillo flotando, para ver la tierra en toda su inmensidad.
 

Puede haber gustado tanto, porque nos ha devuelto el amor por el cine, el ver imágenes monumentales, especiales, que quedaran en la retina para siempre.




Gravity es lo que queramos que sea, todo es posible y no debemos dar nada por perdido, como siempre digo: Se ríen cuando digo que quiero ser astronauta, pero.. hay astronautas!!!

Ya me entendéis.





No hay comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por pasarte, y que la suerte este siempre de tu lado.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...